martes, 25 de mayo de 2010

Deforestacion y desertificacion

Al ser humano le ha costado trabajo ser consciente de las consecuencias de su intervención en la naturaleza la tala de árboles y la explotacion desmedida de las tierras ha generado diversas consecuencias para el medio ambiente.
El hombre ha tenido la necesidad de modificar su entorno natural para adaptarlo a sus necesidades ha ido poblando la tierra a través de la historia, pero conforme ha ido aumentando la población mundial, ha tenido que intervenir cada vez mas en su entorno.
Este es el caso de la deforestación, la tala de arboles o la explotacion agrícola que han generado la desertificacion y desgaste del subsuelo, trayendo a su vez distintas consecuencias, como la contaminacion de las tierras y la erosión desmedida, que les hace perder fertilidad, afectando a las demás especies que ahí cohabitan.

DEFORESTACION


La deforestación es el proceso por el cual la tierra pierde sus bosques en manos de los hombres.

El hombre en su búsqueda por satisfacer sus necesidades personales o comunitarias utiliza la madera para fabricar muchos productos. La madera también es usada como combustible o leña para cocinar y calentar. Por otro lado, las actividades económicas en el campo requieres de áreas para el ganado o para cultivar diferentes productos. Esto ha generado una gran presión sobre los bosques.

Al tumbar un bosque, los organismos que allí vivían quedan sin hogar. En muchos casos los animales, plantas y otros organismos mueren o les toca mudarse a otro bosque. Destruir un bosque significa acabar con muchas de las especies que viven en él. Algunas de estas especies no son conocidas por el hombre. De esta manera muchas especies se están perdiendo día a día y desapareciendo para siempre del planeta.

DESERTIFICACION.



La desertificación es otro gran problema para la biodiversidad y esta muy ligada a la deforestación. La desertificación es el proceso por el cual tierras fértiles y ricas en vida se convierten en desiertos. Se entiende por deforestación a la destrucción a gran escala del bosque por la acción humana.
Los incendios forestales

Otra de las causas de la deforestación son los incendios forestales, los que pueden definirse como la propagación libre e ilimitada del fuego, cuya acción consume pastos, matorrales, arbustos y árboles. Para que un incendio ocurra deben existir tres factores: el oxígeno, el calor y el combustible.

En nuestro país los incendios forestales son producidos en su mayoría por el manejo descuidado del fuego, y su repercusión en el medio ambiente es enorme. Los efectos del fuego en los bosques son principalmente los siguientes:

• Eliminación de las áreas boscosas
• Pérdidas económicas
• Desaparición o disminución de los recursos hídricos
• Erosión
• Desertificación
• Pérdida de biodiversidad
• Aumento de gases de efecto invernadero
• Aumento de la temperatura ambiental
• Incremento de los efectos erosivos del viento
• Disminución de la humedad
• Alteración de los regímenes de vida de los humanos
• Emigración de la fauna local

Asimismo, la acción del fuego también afecta al suelo mineral en tres formas, que son: física, al destruirse la estructura y compactación del suelo por falta de humedad; química, al producirse una disminución de los nutrientes de la vegetación, y finalmente biológica, al destruirse los microorganismos del suelo encargados de la descomposición de los restos orgánicos.

1 comentario: